Compartir

Por qué mi perra recién parida jadea mucho

 
Por Irene Juste. Actualizado: 27 julio 2018
Por qué mi perra recién parida jadea mucho

¿Tu perra ya ha parido pero no para de jadear? Si una perra jadea en el postparto puede que esté recuperándose del gran esfuerzo, esté agotada y tenga la respiración acelerada para poder mejorarse cuanto antes. Es normal, tras un esfuerzo todos respiramos más para conseguir más oxígeno. No obstante, dependiendo del rato que haya pasado del parto y de si el jadeo dura mucho o no, puede deberse a distintas causas, entre las cuales las hay graves y que requieren atención inmediata. No es lo mismo si tu perra acaba de dar a luz hace muy pocos minutos, que si tu perra lactante jadea mucho, lo que quiere decir que ya ha pasado un poco más de tiempo y el parto habrá terminado seguro.

Desde unCOMO queremos ayudarte dándote toda la información posible que da respuesta a tu duda sobre "¿por qué mi perra recién parida jadea mucho?" y, por ello, hemos preparado este artículo de la mano de expertos.

También te puede interesar: Cómo cuidar a un perro recién nacido 

Principales causas de que una perra recién parida jadee mucho

Dependiendo del tiempo que haya pasado, hay unas posibles razones u otras para que una perra jadee después de parir. Si te parece que justo acaba de terminar, puede que te equivoques o no, y si ya hace varios minutos u horas, incluso algunos días, puede haber otros motivos por los cuales tu perrita jadea mucho después del parto.

Estas son las principales causas de por qué una perra recién parida jadea mucho:

  • Sobreesfuerzo y agotamiento.
  • El parto realmente no ha terminado.
  • Contracciones uterinas finales.
  • Fiebre de la leche o eclampsia.
  • Metritis o inflamación del útero.

A continuación, explicamos mejor una a una todas estas posibles causas de que tu perra jadee más de lo normal después del parto.

Por qué mi perra recién parida jadea mucho - Principales causas de que una perra recién parida jadee mucho

Una perra después del parto jadea por agotamiento

Si te encuentras pensando "mi perra respira muy rápido después del parto", lo primero que tienes que pensar es que acaba de dar a luz y, seguramente, a varios cachorros, lo que supone un agotamiento físico enorme. Por ello, es normal que intente recuperarse y recibir suficiente oxígeno a la vez que disminuir un poco su temperatura corporal, recuerda que los perros no sudan en todo el cuerpo y el jadeo les ayuda a regular la temperatura. También puede que todavía sienta fuertes dolores, pues el cuerpo tiene que recuperarse recolocando el útero y demás órganos en su sitio.

Así que, si está muy cansada, le falta un poco el aire y tiene mucho calor, sin duda tu perra jadeará mucho después del parto.

Por qué mi perra recién parida jadea mucho - Una perra después del parto jadea por agotamiento

Más cachorros en camino

Una posibilidad por la que tu peluda puede seguir jadeando tras dar a luz es que a ti te parezca que se ha terminado el parto porque ha pasado más rato desde que salió el último perrito, pero es posible que no haya acabado el parto. Puede que, sencillamente, haya una pequeña pausa porque el último cachorro o los que queden se estén colocando mejor en el canal de parto. También puede ser que haya alguna complicación.

Por esto y mucho más, conviene que haya un seguimiento del embarazo por parte de un veterinario y que haya presente uno durante el parto si se hace en casa o bien llevar a la perrita directamente a parir en la clínica o el hospital veterinario. Si de antemano sabemos cuántos cachorros hay, en el parto sabremos seguro si ha terminado o no. Si hay complicaciones el veterinario puede actuar enseguida.

Contracciones uterinas finales

Cuando se termina de dar a luz siempre hay más contracciones uterinas porque el cuerpo termina de expulsar los restos de placenta para evitar que se queden en el útero y se hagan infecciones. Por esto mismo, es vital que tras un alumbramiento un veterinario revise a la perra y a los cachorros, pues entre otros muchos aspectos a revisar tendrá que asegurarse de que la hembra ha expulsado todo bien y no haya infecciones.

Durante estas últimas contracciones uterinas es normal que si una perra jadea mucho después del parto, tras salir el último cachorro. Tienes que prestar atención y ver que termine de salir un líquido oscuro, que puede tener algo de tejido de la placenta por lo que puede ser algo denso. Una vez esta fase acabe tu perra irá respirando mejor poco a poco y haciéndose cargo de que sus pequeños mamen todos y bien.

Si ves que no puede acabar de expulsar, todavía le ves contracciones en la barriga y movimientos de esfuerzo por expulsar en la zona de su musculatura genital, entonces será muy necesario que intervenga un veterinario si todavía no estaba, por posibles complicaciones.

Por qué mi perra recién parida jadea mucho - Contracciones uterinas finales

Eclampsia o fiebre de la leche, un problema grave

Este se puede considerar el problema más grave que puedes detectar cuando tu perra recién parida jadea mucho hace rato. La fiebre de la leche o eclampsia en perras no tiene por qué manifestarse justo tras el parto, puede darse en perras gestantes, aunque no es muy habitual, o incluso puede aparecer tras un tiempo después de dar a luz, de hecho, puede darse a lo largo de los primeros 21 días después de parir.

Se trata de una disminución importante de los niveles de calcio en sangre. Se da cuando el calcio en sangre está por debajo de los 7,5 mg/dl. Un problema de calcio bajo en sangre puede darse por varias razones. Las principales causas de la eclampsia o fiebre de la leche en perras son haber administrado suplementos de calcio durante el embarazo sin seguimiento veterinario, haberle dado alimentos con menos o más cantidad de calcio y fósforo que lo que necesitaba, una alimentación inadecuada durante el embarazo y, por último, un mal estado de salud de la perra y/o una camada demasiado grande para ella, es decir que tenga que hacer un sobreesfuerzo para producir más cantidad de leche.

Entre los principales signos y síntomas de la fiebre de la leche en perras destacan que se comporta menos maternal con su camada, está inquieta, nerviosa y desorientada, jadea mucho todo el tiempo, le cuesta respirar, se queja con gemidos, tiene náuseas y vómitos, tiene diarreas, le cuesta caminar, tiembla, tiene fiebre, convulsiones y arritmias o taquicardia.

Si se detecta alguno de estos síntomas, hay que llevarla de inmediato al veterinario, pues si se deja pasar tiempo en este estado puede llegar a ser fatal y en poco tiempo puede fallecer la perra y, en cambio, en manos de un veterinario en su centro u hospital es mucho más fácil el tratamiento adecuado. Es importante que los cachorros no mamen hasta que los niveles de calcio se establezcan de nuevo, aliméntalos con leche maternizada.

Metritis o inflamación e infección del útero

Por último, otra causa posible del jadeo excesivo de una perra recién parida es que se le haya producido una metritis. Estos significa que la perra tiene el útero inflamado y posiblemente infectado, lo cual puede suceder por diversos motivos, tanto si el parto ha sido natural como si se ha realizado una cesárea.

Si tu perra sufre metritis jadeará mucho, tendrá malestar general, fiebre, temblores, letargo, anorexia, descargas vaginales con mal olor y producirá menos leche. Si se deja pasar el problema empeorará y pasará a hacerse una piómetra, por lo que el problema requiere tratarse cuanto antes y si es necesario ir a urgencias veterinarias.

Por qué mi perra recién parida jadea mucho - Metritis o inflamación e infección del útero

Si deseas leer más artículos parecidos a Por qué mi perra recién parida jadea mucho, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Mascotas.

Escribir comentario sobre Por qué mi perra recién parida jadea mucho

¿Qué te ha parecido el artículo?

Por qué mi perra recién parida jadea mucho
1 de 5
Por qué mi perra recién parida jadea mucho

Volver arriba