Compartir

Edema pulmonar en perros: síntomas y tratamiento

 
Por Alba.. 14 diciembre 2018
Edema pulmonar en perros: síntomas y tratamiento

El edema pulmonar es la acumulación de líquido en los pulmones. Este es un problema que no se debe pasar por alto y se debe detectar cuanto antes, ya que su tratamiento suele ser bastante sencillo sobre todo si se detecta a tiempo. Normalmente, el edema en los pulmones se asocia a la neumonía pero puede suceder por otras causas. Esto se debe porque cualquier presión en la zona de los pulmones daña el mecanismo por el cual los líquidos se mueven de forma natural por los tejidos pulmonares, básicamente el sistema linfático y el vascular, y se terminan acumulando en el interior de los pulmones.

En el siguiente artículo de unCOMO te contamos todo acerca del edema pulmonar en perros para que sepas identificarlo, ya que por el contrario tu peludo podría terminar muriendo.

Síntomas de edema pulmonar en perros

Si tu can sufre de edema pulmonar, seguramente presente varios signos o síntomas. Estos suelen ser los síntomas de edema pulmonar en perros más comunes:

  • Sibilancias que provienen del pecho.
  • Tos seca.
  • Crujidos al respirar.
  • Dificultad para respirar que conduce a una respiración acelerada o respiración con la boca abierta.
  • Cianosis o piel y mucosas azuladas.

Un síntoma que hay que tener muy en cuenta es este último, la cianosis, porque es una señal de un estado grave y falta de oxígeno. Que tu perro se ponga cianótico (azul), es una señal de que se está ahogando. Esto sucede en casos de edema ya avanzados o por otras causas no relacionadas con el edema en los pulmones. Puedes mirar la lengua o las mucosas, como las encías o la parte interna del párpado inferior de los ojos, si están normales tienen que estar rosados, si por el contrario tienen un color azulado o grisáceo, coloca a tu mascota en su posición normal, como si estuviera andando a cuatro patas, y nunca lo pongas boca arriba ni echado del todo boca abajo, ya que se podría ahogar más aún. No dudes en llevar a tu can al veterinario de urgencia para que pueda administrarle oxígeno, sino puede ahogarse en poco tiempo y fallecer.

Además, hay que tener en cuenta que un edema pulmonar afecta al sistema cardiovascular tanto como al respiratorio.

Edema pulmonar en perros: síntomas y tratamiento - Síntomas de edema pulmonar en perros

Causas del edema pulmonar

Las causas más frecuentes del edema pulmonar en perros están asociadas a una neumonía, insuficiencia renal o infección. No obstante existen otras causas por las que tu peludo podría presentar edema pulmonar.

  • Anemia, que es la insuficiencia de hierro o glóbulos rojos en sangre.
  • Cardiomiopatía, que es la enfermedad que afecta al músculo que rodea el corazón (miocardio) y que produce que el tamaño del corazón aumente. En este caso debido al sobreesfuerzo de este, se acumula líquido en el corazón y los pulmones.
  • Cantidad insuficiente de proteínas en sangre.
  • Obstrucción de las vías respiratorias.
  • Toxinas como humos o venenos.
  • Tumores.
  • Ahogamiento en el que entra agua en los pulmones, por atragantarse al beber, al nadar en ríos, el mar, etc.

Diagnóstico del edema pulmonar en perros

El diagnóstico del edema pulmonar en perros es muy sencillo, ya que realizando un análisis de sangre y una radiografía o ecografía suele bastar para determinar este problema.

El veterinario se encargará de explorar al perro tomándole todas sus constantes y realizará una extracción de sangre para un correcto análisis que verifique el estado general del animal. Finalmente, con una radiografía se podrá observar si el animal tiene líquido en los pulmones. Además, normalmente, se llevan a cabo la realización de tests para descartar otras patologías que producen síntomas similares como el gusano del corazón o filariosis, la neumonía o la bronquitis.

Tratamiento y prevención del dema pulmonar en perros

El tratamiento del edema pulmonar en perros suele ser sencillo, pero siempre va a depender de la gravedad de este problema. Es posible que sea necesaria la administración de líquido, para favorecer la circulación de fluidos en el cuerpo, también oxígeno para que el animal pueda respirar mejor y no se ahogue. Un medicamento diurético que puede ayudar a drenar el líquido de los pulmones. Este medicamento te lo recetará el veterinario, pues debe administrarse con receta. También, en casos graves, puede requerirse una intervención quirúrgica para extraer el líquido de los pulmones. Se recomienda que el perro esté en total reposo y en un ambiente tranquilo hasta que se recupere. Puede que el veterinario valore la posibilidad de que el tratamiento se tenga que administrar durante toda la vida del perro.

Por desgracia, en la mayoría de causas, el edema suele reaparecer, así que habrá que prestar atención y podemos intentar evitar que se agrave, en la medida que sea posible. Estos son algunos consejos para prevenir la reaparición del edema pulmonar y para evitar que se agrave si vuelve a aparecer.

  • Es esencial darle a tu perro una dieta equilibrada, adaptada especialmente a él, con todos los nutrientes, vitaminas y proteínas que necesita. Así, puedes evitar la aparición de anemia, la cardiomiopatía, ya que si le das grasas excesivas a tu perro podría acabar enfermando del corazón, y la insuficiencia de proteínas en sangre.
  • Vigila a tu can siempre que entre en contacto con el agua, para evitar ahogamientos.
  • Intenta alejar a tu peludo de humos y venenos.
  • Tu perro deberá beber mucha agua para evitar una insuficiencia renal.
Edema pulmonar en perros: síntomas y tratamiento - Tratamiento y prevención del dema pulmonar en perros

Si deseas leer más artículos parecidos a Edema pulmonar en perros: síntomas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Mascotas.

Escribir comentario sobre Edema pulmonar en perros: síntomas y tratamiento

¿Qué te ha parecido el artículo?

Edema pulmonar en perros: síntomas y tratamiento
1 de 3
Edema pulmonar en perros: síntomas y tratamiento

Volver arriba