Compartir
Compartir en:

Cómo enseñar a un cachorro a no ladrar

Cómo enseñar a un cachorro a no ladrar

Los perros pueden ladrar por varias razones y es muy importante entender su ladrido para poder enseñarle a no ladrar. En ocasiones, un perro puede ladrar como advertencia, porque le duele algo, porque está jugando, por miedo… Pero en otras ocasiones los perros ladran solo por el hecho de ladrar. Los cachorros, cuando ladran, puede que sea por inseguridad después de haberle sacado de su manada y haberle metido en una familia humana. Sea como sea, en unCOMO te queremos dar algunos consejos para que aprendas a cómo enseñar a un cachorro a no ladrar.

También te puede interesar: Cómo pasear a un cachorro

Fíjate que los ladridos no sean de alarma

No tienes que frenar el ladrido de tu cachorro si estos son señal de que le ocurre algo, si es por una señal de alarma o porque te está avisando de un peligro. Pero si tu perro ladra sin ninguna razón, entonces sí podrás emplear algunas técnicas para conseguir que aprenda a ladrar únicamente cuando sea para comunicarse contigo.

Algunos cachorros y perros más nerviosos ladran al menor ruido, alteración o movimiento. A pesar de que estos ladridos pueden ir con su instinto, el dueño puede estar reforzando esta conducta sin que se dé cuenta.

Si gritas a un cachorro o perro que ladra estará pensando que te unes a sus ladridos. Si se lo dices suavemente tu perro puede pensar que te gusta que ladre y pensará que estás elogiándole por ladrar. Entonces, ¿cómo actuar correctamente para enseñar a un cachorro a no ladrar?

En este otro artículo de unCOMO te contamos cómo adiestrar a un cachorro.

Retira la motivación que le hace ladrar

Para enseñar a un cachorro a no ladrar es importante que vigiles tu actitud. Si tu perro consigue algún tipo de recompensa cuando ladra (aunque sean tus gritos para que calle) seguirá haciéndolo. Es importante retirar la motivación que le incita a ladrar. Averigua qué es lo que significa sus ladridos y retira esa motivación. No le des a tu cachorro la oportunidad de seguir ladrando.

Por ejemplo, si ladra a personas o animales que pasan por delante de la ventana de tu casa, echa las cortinas o pon a tu perro en otra habitación. Si ladra a las personas cuando está en el jardín, mételo en casa. Además, recuerda que nunca debes dejar a tu perro fuera de tu casa sin supervisión –ni de día ni de noche-.

Haz caso omiso de los ladridos

No hagas caso de los ladridos de tu perro a no ser que tengan algún propósito. Es necesario que no le hagas caso en un tiempo determinado para enseñarle a no ladrar. Esto significa que no deberás prestarle ninguna atención en absoluto mientras tu cachorro está ladrando. Tu atención mientras ladra podría ser su recompensa por ser ruidoso, y esto no te interesa. No le hables, no le toques ni le mires. Cuando se calme y deje de ladrar, entonces puedes premiarle con una golosina.

Para tener éxito con éste método es importante que esperes el tiempo que sea necesario para que deje de ladrar. Si ladra durante mucho tiempo que te frustra y le gritas, es probable que la próxima vez ladre por aún más tiempo. Aprenderá a que si ladra el tiempo suficiente podrá obtener tu atención. Recuerda retirar la motivación que le causa ladrar sin prestarle atención al ladrido.

Pasos a seguir para que deje de ladrar

Puedes seguir unos pasos para enseñar a un cachorro a no ladrar:

  • Dejar de mirar al perro cuando ladra
  • Una vez que deja de ladrar alaba a tu perro y dale una golosina
  • Alarga el tiempo que debe estar sin ladrar antes de darle una nueva recompensa
  • Recuerda que debes empezar poco a poco, primero puede estar en silencio unos segundos y después trabajar unos períodos más largos
  • Varía la cantidad de tiempo de silencio. Por ejemplo, dale una recompensa después de 5 segundos, luego después de 12 segundos, a continuación después de 20 segundos y así sucesivamente.

Si a veces tiene instintos agresivos, en este otro artículo te contamos cómo evitar que un cachorro muerda.

Este artículo es meramente informativo, en unCOMO no tenemos facultad para recetar ningún tratamiento veterinario ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo enseñar a un cachorro a no ladrar, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Mascotas.

Comentarios (0)

Escribir comentario sobre Cómo enseñar a un cachorro a no ladrar

¿Qué te ha parecido el artículo?

Cómo enseñar a un cachorro a no ladrar
1 de 3
Cómo enseñar a un cachorro a no ladrar